Correo del Orinoco
GOBIERNO BOLIVARIANO
GOBIERNO BOLIVARIANO
www.gobiernoenlinea.gob.ve
Estatuto del Estado actual

“La República Bolivariana de Venezuela es un Estado federal descentralizado (...), y se rige por los principios de integridad territorial, cooperación, solidaridad, concurrencia y corresponsabilidad” (Artículo 4, Constitución Bolivariana de la República de Venezuela)

“Venezuela se constituye en un Estado democrático y social de Derecho y de Justicia ..., y fundamenta su patrimonio moral y sus valores de libertad, igualdad, justicia y paz internacional, en la doctrina de Simón Bolívar, el Libertador” (Artículos 1 y 2, Constitución Bolivariana de la República de Venezuela)

“El Presidente o Presidenta de la República es el Jefe o Jefa del Estado y del Ejecutivo Nacional, en cuya condición dirige la acción del gobierno” (Artículo 226, Constitución Bolivariana de la República de Venezuela)

El período presidencial es de seis años, y el Presidente puede ser reelegido de inmediato y por una sola vez, para un nuevo período.

La elección del Presidente se hace por votación universal, directa y secreta. Son electores o electoras todos los venezolanos y venezolanas que hayan cumplido 18 años de edad.

El actual Jefe de Estado y de Gobierno es el Sr. Hugo Chávez Frías, quién resultó electo en 1998 para el período constitucional 1999-2004, pero luego de entrar en vigencia la nueva constitución (1999), al igual que el resto de los poderes públicos, se sometió a un proceso de relegitimación resultando electo para el período constitucional 2000-2006. El 11 de abril de 2002 se produjo un golpe de estado qué intentó derrocarlo, pero el pueblo y la Fuerza Armada Institucional lo repuso en el poder.

Proceso de la Constituyente

El proceso constituyente hacia la constitución de la V República se inicia con el “Caracazo”, suerte de movimiento sísmico social que reveló la presión acumulada en una sociedad que busca desesperada un cambio, ante el agotamiento del modelo político y económico que la sustenta. A este hecho le sucedió la intentona golpista del 4 de febrero de 1992 y luego del 27 de noviembre de ese mismo año, en la cual participaron un nutrido grupo de militares jóvenes de vocación democrática liderizados por el hoy Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías, quien al igual que el resto de los oficiales que lo acompañaron en esa acción permaneció prisionero durante dos años y luego de su salida de la cárcel decidió recorrer el país y lanzar su candidatura presidencial, la cual resultó victoriosa al derrotar la alianza de los partidos tradicionales AD y COPEI, expresión del bipartidismo que gobernó Venezuela a partir de la caída de la dictadura del general Marcos Pérez Jiménez en 1958 con base en lo que se llamó el Pacto de Punto Fijo que dio origen a la Constitución de 1961.

Luego de la victoria de Chávez y ante su propuesta de avanzar hacia la elaboración de una nueva constitución que recogiese las bases programáticas del nuevo Estado, expresión de una nueva República (V), inspirada en el ideario de El Libertador Simón Bolívar, bajo el hilo conductor de la profundización de la democracia y la construcción de una sociedad más justa, el primer escollo que hubo que superar fue la decisión de convocar una Asamblea Nacional Constituyente que cumpliera esa misión. La dificultad formal estuvo en que la constitución para entonces vigente (1961), no establecía ningún mecanismo que permitiera la participación popular en el proceso constituyente. De hecho esa constitución fue el resultado de que el Poder Legislativo constituido para la época –el Congreso de la República- decidió declararse Poder Constituyente para hacer la nueva constitución. Ni siquiera a través de un referéndum popular era posible declarar formalmente abierto el proceso constituyente. Luego de intensos debates, la Corte Suprema de Justicia, actuando como Corte Constitucional decidió aprobar la convocatoria de un referéndum popular -previsto en la constitución para realizar consultas de interés nacional- para consultar al pueblo sobre la pertinencia de convocar o no una Constituyente. Por abrumadora mayoría ganó el sí y a partir de ese momento se desencadenó un proceso que le permitió al pueblo elegir la Constituyente que elaboró la nueva constitución, la cual posteriormente fue consultada y aprobada por el soberano en un referéndum popular, lo cual no tenía precedentes en la historia de Venezuela. Posteriormente y con base en la nueva constitución, se procedió a la relegitimación de los Poderes Públicos y el Presidente Chávez dio el ejemplo sometiéndose a un nuevo proceso electoral cuando a su mandato le faltaban 4 años para concluirse. En total se realizaron 6 elecciones en el marco del proceso constituyente entre finales de 1998, 1999 y 2000. De manera que el proceso de cambio político e institucional venezolano se había venido desarrollando en paz y democracia, hasta el 11 de abril de 2002 cuando una alianza militar-empresarial intentó derrocarlo, derogando todos poderes públicos y la propia constitución vigente. Afortunadamente, la vocación democrática e institucional de la mayoría del pueblo y de sus fuerzas armadas, en apenas 48 horas, reestableció la constitución y la vigencia de todos los poderes públicos.

Presidente Hugo Chávez Frías

Un amplísimo sentimiento popular a favor de cambios sustantivos en la conducción de los asuntos del Estado se hizo evidente, el 6 de diciembre de 1998, cuando el 56,24% de los votantes eligió a Hugo Rafael Chávez Frías, Presidente Constitucional de la República de Venezuela, a través de un proceso electoral transparente, limpio y ampliamente participativo, considerado por reputados analistas, nacionales y extranjeros, como uno de los más trascendentales en la historia política contemporánea del país.

Hugo Rafael Chávez Frías nació en la población de Sabaneta, Estado Barinas, Venezuela, el 28 de julio de 1954. Recibió el título de Licenciado en Ciencias y Artes Militares, Rama Ingeniería, Mención Terrestre, en la Academia Militar de Venezuela, egresando con el grado de Subteniente, el 5 de julio de 1975. Allí nació su pasión por el ideario de nuestro Libertador Simón Bolívar. Continuó luego su brillante carrera militar hasta ascender al grado de Teniente Coronel en 1990 .

Obtuvo las más altas calificaciones en los diversos cursos que realizara en el seno de las FF.AA. También hizo estudios de Post-Grado en la Universidad Simón Bolívar, en la especialidad de Ciencias Políticas.

Su desempeño en numerosas responsabilidades profesionales y su estrecho contacto con distintas comunidades le permitirían captar, “in situ”, el drama político y social que padece la República.

El Presidente Hugo Chávez ha dado muestras de tener una gran sensibilidad artística y una especial predilección por el béisbol; el más popular de los deportes en Venezuela. Cuentos, poemas y obras pictóricas, son el fruto de su reverencia hacia el arte y la cultura. Igualmente, su vocación de apasionado luchador social y sentido justiciero se ha evidenciado en los momentos más cruciales de la historia reciente de nuestra patria. A todo riesgo, y liderando un movimiento de jóvenes oficiales de las Fuerzas Armadas inspirados en el pensamiento bolivariano, se reveló, el 4 de febrero de 1992, contra un orden político y social caracterizado principalmente por la corrupción y la injusticia.

La lucha de ese novel grupo de oficiales idealistas, y de quienes les acompañaron, no resultó vana. A resultas de la gesta emprendida Hugo Chávez fue encarcelado. Pero en 1994, como consecuencia de las demandas del pueblo venezolano, de las cuales se hizo eco el Presidente Rafael Caldera, obtuvo la libertad por el sobreseimiento de la causa. Se reinició, a partir de entonces, un nuevo capítulo de las luchas populares. Fundó, junto con un calificado grupo de ciudadanos el Movimiento V República que, posteriormente, en unión de numerosas organizaciones políticas, tales como el MAS, PPT, PCV, MEP y de un amplísimo espectro de instancias de la sociedad civil, le catapultarían como Primer Magistrado de la nación.

De la cárcel, lugar donde se consagró al estudio, reflexión y análisis de la realidad nacional e internacional, saldría a recorrer todos los confines patrios, reivindicando predicamentos libertarios y justicieros que fueron compartidos entusiastamente por vastos sectores de la población. La propuesta de refundar la República, mediante el supremo recurso democrático de una Asamblea Nacional Constituyente, fue respaldada mayoritariamente a través del sufragio directo, universal y secreto.

Le toca ahora al Presidente Hugo Chávez liderar al pueblo venezolano en un nuevo ciclo histórico. Las viejas estructuras de poder se agrietan, ceden, colapsan. Surgen por todos los poros de la sociedad las fuerzas y corrientes alternativas. Esperanzadoras demandas e inéditos desafíos se presentan en el porvenir. El modelo político que se constituyera sobre las coordenadas del Pacto de Punto Fijo, ha llegado a su fin. El nuevo país se abre paso entre sus escombros. Es esta, nuevamente, la hora del pueblo. De la voz de la nación.

El 2 de febrero de 1999, en acto tan trascendental como multitudinario, Hugo Rafael Chávez Frías, asumió la jefatura del Estado para regir los destinos de la Nación. Es, por tanto, el último Presidente venezolano del Siglo XX y primero del nuevo milenio.

El Presidente Hugo Rafael Chávez Frías está casado con María Isabel Rodríguez y es padre de cinco hijos: Rosa Virginia, María Gabriela, Hugo Rafael, Raúl Alfonzo y Rosa Inés.

Fuente: Ministerio de Relaciones Exteriores de Venezuela

Poderes Públicos

La nueva Constitución Nacional aprobada el 15 de diciembre de 1999, divide el Poder Público Nacional en cinco poderes: Poder Ejecutivo, Poder Legislativo, Poder Judicial, Poder Ciudadano y Poder Electoral. Estos dos últimos poderes no estaban contemplados en la anterior constitución de 1961.

- Poder Ejecutivo: lo ejerce el Presidente o Presidenta, un Vicepresidente Ejecutivo o Vicepresidenta Ejecutiva y los Ministros y Ministras.

La figura del Vicepresidente Ejecutivo es una figura nueva en la Constitución. Este es colaborador inmediato del Jefe de Estado y de Gobierno, y es designado y removido por éste. Las faltas temporales del Presidente serán suplidas por el Vicepresidente Ejecutivo hasta 90 días, prorrogables por la Asamblea Nacional por 90 días más.

- Poder Legislativo: este poder recae en la Asamblea Nacional (anteriormente el Congreso Nacional), que está compuesta por diputados y diputadas representantes de los estados y pueblos indígenas de la República. En los Estados, representa este poder el Consejo Legislativo.

- Poder judicial: está constituido por el Tribunal Supremo de Justicia y demás tribunales estipulados por la ley; el Ministerio Público, la Defensoría pública, los órganos de investigación penal, el sistema penitenciario.

El Poder Judicial es independiente y el Tribunal Supremo de Justicia goza de autonomía funcional, financiera y administrativa. A éste le corresponde el nombramiento de los jueces o juezas.

Nuevos poderes:

- Poder Ciudadano: se ejerce por el Consejo Moral Republicano integrado por el Defensor del Pueblo, el Fiscal General y el Contralor General de la República.

Los órganos del Poder Ciudadano son la Defensoría del Pueblo, el Ministerio Público y la Contraloría General de la República. Estos tienen a su cargo, prevenir, investigar y sancionar los hechos que atenten contra la ética pública y la moral administrativa; velar por la buena gestión y la legalidad en el uso del patrimonio público, el cumplimiento y la aplicación del principio de la legalidad en toda la actividad administrativa del Estado, e igualmente, promover la educación como proceso creador de la ciudadanía, así como la solidaridad, la libertad, la democracia, la responsabilidad social y el trabajo (Artículo 274)

- Poder Electoral: lo ejerce el Consejo Nacional Electoral como ente rector; y son órganos subordinados a éste:. La Junta Electoral Nacional, la Comisión de Registro Civil y Electoral y la Comisión Participación Política y Financiamiento.